20D y 22D - Votar y jugar / Reflexiona

Ha llegado el momento y en esta ocasión en fechas próximas entre ellas, podremos votar y jugar, podremos elegir y sortear. Elegimos y nos jugamos nuestro futuro y el de los nuestros. El 20D y el 22D - Votar y jugar. Reflexiona.

Parece que hay un desconcierto amplio y una falta de decisión para elegir a quién votamos como representantes en las elecciones generales. No ocurre lo mismo con los números de la lotería, que o bien nos da igual el número o nos vale cualquier terminación con tal de que nos toque. Votar no es cuestión de suerte y el resultado de la lotería no puedes elegirlo.

20D_22D.Votar-y-jugarEn muchas ocasiones nos decimos que nuestro voto no tiene influencia en el resultado o la decisión final; Que nuestras decisiones poco afectan a la elección de los políticos y como resultado a nuestra vida cotidiana.

A estas alturas, creo que después de comprobar lo que nos ha ocurrido en los últimos años, nuestro voto puede inclinar y colocar la balanza en las personas y no en los intereses corporativos, bancos o mafias de poder.

No creo que la acumulación de sinvergüenzas, de mafiosos, corruptos, caraduras y mentirosos en los partidos políticos sea una cuestión de suerte, al igual que considero que no todos los partidos son iguales y por lo tanto lo que sabemos del partido del gobierno, que se despide de esta legislatura expulsando corruptos y presuntos delincuentes de sus filas en principio no es exportable al resto.

Si los representantes políticos fueran elegidos al azar, con un bombo como en la lotería, podrían ser incompetentes, incapaces, caraduras, corruptos, ladrones, degenerados, impresentables, mal educados, porque no seríamos nosotros quienes les elegiríamos, sería la suerte nada más. Este no es el caso, así que no dejes en manos del destino el gobierno de los corruptos y elige quienes deben decidir lo mejor para las personas, par ti, para la sociedad, para nuestro futuro.

No existe ninguna tecnología compleja, "20D y 22D - Votar y jugar", cada día una cosa distinta. Sencillo. En las urnas nuestra decisión y en el bombo la suerte y aunque no eliminamos del todo la posibilidad de la corrupción, estaremos más cerca de conseguir que nuestros representantes no piensen tanto en cuidar de sus intereses o el de su partido o pensar en las siguientes elecciones y buscar poder continuar su carrera bajo el privilegio de la política. De ese modo estaremos más cerca de la democracia que poco a poco nos está siendo arrebatada.

Más allá de este pensamiento en alto o alguna otra teoría alternativa debemos considerar seriamente si nos conviene volver a votar a quienes nos han menospreciado y mentido, a quienes nos han robado, a quienes han decidido que nuestros mayores paguen los medicamentos o que nuestros hijos no puedan estudiar o trabajar y se deban marchar al extranjero. Si hacemos esto, con nuestro voto haremos perdurar la farsa y esto no será democracia, será otra cosa más cercana a lo mafioso y todos nosotros seremos participes de ello y cómplices del resultado.

Espero haber llamado la atención hacia la posibilidad de un cambio, una transformación y porqué no una revolución silenciosa en las urnas, un nuevo destino político y democrático real. De la lotería solo queda jugar, gastarse el dinero y esperar que nuestro número salga en el bombo o que la pedrea nos haga acordarnos como muchas otras veces de la salud y el trabajo, que por otra parte dependen de las urnas y no del bombo.

20D y 22D - Votar y jugar / Reflexiona.
Responsabilidad para lo primero, suerte para lo segundo.





.
.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Trabajo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Hola!, soy Abuelohara.

Si te gustó leer este artículo, me encantaría que dejaras tu opinión o comentario.

Si quieres seguir en contacto, suscríbete a "Las cosas del Abuelo O'hara" y recibirás un aviso con el último artículo publicado en este blog.