Uso del Flash TTL externo

Flash TTL externo
Sin luz no hay fotografía, y si además para poder hacer una fotografía en condiciones idóneas la luz la tenemos que poner nosotros, esto se complica un poco. Para estas cuestiones tenemos como accesorio el flash, que se convierte en fundamental para conseguir buenos o malos resultados.
Después de conseguir tu flash TTL para tu estupenda cámara, supongo que estás dispuesto a su uso. No hay nada como la experiencia y tus propias pruebas para aprender, pero algunos trucos sobre como obtener la mejor ayuda del flash seguro que no nos vienen mal.

Lo primero que tenemos que distinguir es el tipo de flash con el que contamos. Uno de ellos viene integrado en tu cámara, aunque sea compacta o réflex y su emplazamiento no puede modificarse, forman parte del cuerpo de la cámara, le llamaremos "Flash integrado".

Otro tipo es el Flash externo, que es el típico flash que utilizamos aparte del de la cámara, bien instalado en la ballesta de la parte superior anulando el integrado, o bien haciendo uso de un cable alargador o de forma esclava. Con esta última opción podemos disparar el flash integrado y el externo a la vez.

Por último, el que llamamos Flash Macro o circular como por ejemplo el Meike FC100. Concebido especialmente para la fotografía Macro, insectos, objetos cercanos y detalles pequeños. Este flash tiene forma circular o anular que permite iluminar el sujeto (diminuto) por todos sus lados frente al objetivo. 

Conocidos los modelos o tipos de flash, lo siguiente es ver algunas de las maneras de utilizarlos. Lo más común es la utilización del flash externo y con los modelos más modernos lo normal es que sean TTL, es decir miden la distancia al objeto a través de la lente. En mi caso me decidí por el Flash externo TTL Viltrox JY-680 alta velocidad Speedlite y junto con mi Nikon D7100 espero conseguir una mejoría importante en la iluminación.

El disparo normal es el de la iluminación uniforme y directa. Al hacer esto lo normal es que consigamos el sujeto iluminado en un primer plano y un segundo plano oscuro, es decir, lo mismo que ocurriría con el integrado. Esto no suele quedar bien en los retratos o los objetos y la opción más utilizada es la que se denomina luz rebotada. Evita La Luz Frontal, el beneficio más importante del flash externo es poder dispararlo desde multitud de posiciones distintas a la de la cámara.
Separando el flash TTL de la cámara, evitaremos reflejos, los malditos ojos rojos y sobretodo esas sombras irreales que aparecen detrás del sujeto.

Flash TTL externoLa luz rebotada consiste en iluminar al sujeto no con la luz directa procedente del flash, sino rebotada en alguna superficie cercana al emplazamiento de la cámara como por ejemplo el techo o una de las paredes. Por eso al elegir nuestro flash TTL elegimos uno que pudiera inclinarse y rotar hacia todos los lados par aprovechar estas posibilidades y conseguir una luz mucho más suave y sutil.

Cuando retratas con luz rebotada, lógicamente podemos utilizar un control Manual o el Automático. Si nuestro flash lo permite puedes intervenir en los ajustes aprendiendo los valores y el mecanismo de control para conseguir la foto que sueñas y tienes en tu cabeza. Si lo que decides es hacer las cosas sin mayores complicaciones, elige el modo automático.

Me detengo en esta opción un poco más, ya que es conveniente ver algunas cuestiones, el disparo del flash deberá modificarse dependiendo de la distancia al sujeto a fotografiar, de forma que si estamos muy cerca lo colocaremos totalmente hacia arriba y si estamos a media distancia lo dejaremos inclinado a 45º o menos. Cuando rebotamos la luz en la pared, actuaremos del mismo modo.
Con estas simples variaciones podrás presentar una parte del sujeto iluminada y otra en penumbra. Variar la intensidad, la distancia, el ángulo, diferente número de flashes y la utilización de difusores, darán como resultado iluminaciones más naturales, más dramáticas, suaves, alegres y muchos otros, que ahora dependen de tu elección.

Tu imaginación te dará como resultado algunas multitud de opciones creativas. Si utilizas el flash externo TTL como esclavo o mediante cable, puedes dispararlo a la izquierda, derecha, arriba o abajo del sujeto a fotografiar. Incluso colocando el objeto o la persona a retratar entre el flash y el objetivo para lograr un efecto precioso que hemos visto muchas veces en los retratos de modelos femeninas en su pelo.

Flash TTL externo
Con la variación de la intensidad, el número de flashes o el ángulo, obtenemos infinidad de posibilidades.
Para alguna de las operaciones con nuestro flash, puede ser necesario el uso de algunos accesorios que generalmente no son caros y que pueden mejorar el resultado. Con tu TTL seguramente están incluidos algunos difusores o cartulinas de plástico semitransparente que quitará intensidad a la luz y suavizará el resultado. Los cables alargadores, los soportes de zapata para sostenerlo como esclavo, soportes alargadores también son un buen ejemplo.

Con estos consejos espero que podamos conseguir una mejoría en nuestras fotos y retratos y acostumbrarnos a su utilización. Te dejo algunas imágenes que pueden servir de apoyo a las explicaciones. Si quieres, comparte tus comentarios y aprenderemos juntos.

.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Fotografía

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Hola!, soy Abuelohara.

Si te gustó leer este artículo, me encantaría que dejaras tu opinión o comentario.

Si quieres seguir en contacto, suscríbete a "Las cosas del Abuelo O'hara" y recibirás un aviso con el último artículo publicado en este blog.